Cuando una pareja decide casarse, además de compartir esa alegría e ilusión con la familia y amigos, tiene por delante unos meses de preparativos que, haciéndolo de forma planificada y organizada, no suponen un problema, ¡sino todo lo contrario!

En Okalarre llevamos años celebrando banquetes de bodas y son días de mucho trabajo pero que nos encantan. Porque son celebraciones muy especiales, donde se mezclan muchos sentimientos: alegría, felicidad, nostalgia por los que no están, emoción y sobre todo diversión.

Y para disfrutar de ese día como se merece lo más importante es estar tranquilos y tener la confianza de que las cosas saldrán bien, tal y como se han preparado durante meses.

Los preparativos de la boda

Cuando una pareja decide casarse, normalmente lo primero que hacen es elegir la fecha. Otro día hablaremos de los motivos por los que se elige un día y no otro, de las razones para elegir un día concreto… ¡Seguro que nos dará mucho juego!

Iglesia, ayuntamiento, juzgado o el restaurante… La verdad es que en los últimos años las posibilidades del lugar en el que celebrar la ceremonia son mayores, pues cada vez son más las fincas, restaurantes o espacios que ofrecen la posibilidad de celebrar la ceremonia. Decidir dónde queréis celebrar la ceremonia puede ser un buen punto de partida para preparar todo lo demás.

El restaurante en el que vayáis a celebrar el banquete es otra de las decisiones importantes para ese día. Hay varios factores que hay que tener en cuenta: el número de invitados, si el restaurante ofrece la posibilidad de cenar en el mismo espacio (lo cual permite que la fiesta y la celebración se mantenga en el mismo sitio, que es muy cómodo para los invitados), el horario de cierre del restaurante, etc.

Es importante también contar con el fotógrafo que ese día tan importante captará cada momento, cada instante especial. Y por supuesto, ¡no os olvidéis de la música! Un grupo, un DJ, o lo que más os apetezca.

No podemos olvidarnos de las flores: el ramo de la novia, los detalles decorativos del coche, si queréis regalar unas flores a alguna persona especial (muchas veces a las amatxos, a las amonas…).

Peluquería, maquillaje, por supuesto el vestido de la novia y el traje del novio, los detalles que queráis regalar a vuestros invitados (que se merece otro artículo sin duda…) y las invitaciones, para que a nadie se le olvide la fecha del día tan especial para vosotros.

Resumiendo: lugar de ceremonia, banquete, fotógrafos, música, flores, vestido y traje, peluquería, los regalos para los invitados y las invitaciones.

¿Y cuánto tiempo hace falta para preparar todo?

Hay muchas parejas que fijan la fecha con más de un año de antelación. En realidad, creemos que no es necesario tanto tiempo. En 5-6 meses se puede tener todo organizado y sin demasiados agobios. Así que si decidís casaros en unos meses y no esperar tanto a que llegue el día de vuestra boda, ¡adelante! En unos meses podréis tener todo organizado para disfrutar al máximo de ese día tan especial.